Skip to main content

Innovar o morir

By 13 de diciembre de 2021Columna

Sin lugar a dudas la pandemia ha generado cambios en la vida de las personas, como la normalización del uso de mascarillas o la irrupción del teletrabajo como una opción valorada por las instituciones.  Además, el actual clima electoral y los resultados de la primera vuelta de las elecciones presidenciales, sumado a la composición del Congreso, la futura nueva constitución, junto a los rápidos movimientos a nivel mundial en la política, el impacto tecnológico, los factores económicos y del medio ambiente, impulsan las decisiones organizacionales en cuanto a la implementación de innovaciones que les permitan sobrevivir a los cambios.

Desde hace tiempo que las estrategias y herramientas organizacionales se han visto afectadas por el uso de nuevas tecnologías, por lo que las organizaciones han debido adaptarse a este entorno cambiante para lograr sobrevivir a lo largo del tiempo incorporando nuevas prácticas de gestión en todos sus niveles, destacando aquellas que se definen a partir de la innovación.

En este sentido, a continuación, se contextualizarán algunas de las metodologías más innovadoras asociadas a la era de la digitalización e inteligencia artificial (IA) y los cambios sociales y generacionales de la gestión de personas.

Comencemos por el reclutamiento, que hoy se realiza a través de plataformas web y redes sociales, donde la tendencia es la metodología Inbound Recruiting, la cual atrae, convierte, contrata y enamora a los candidatos siendo ellos los principales actores de este proceso; y el uso de IA para seleccionar a las personas más indicadas en tan solo un par de segundos, a través de una gestión inteligente y predictiva.

Junto a esto, la automatización de los procesos administrativos y operacionales viene de la mano de los avances tecnológicos y de la gestión de los procesos de negocio, con el desarrollo de aplicaciones modernas para satisfacer las nuevas necesidades impuestas por el entorno, tanto interno como externo. Esto permite a las empresas desarrollar una gestión más eficiente porque trae como resultado la aceleración de los tiempos de ejecución de las actividades minimizando la integración de procesos manuales (Gb Advisors, 2018).

Por otro lado, las compañías buscan crear y promover una cultura organizacional de innovación. En este sentido, académicos de la Universidad de Babson en Massachusetts, EE.UU., sostienen que todas las culturas innovadoras tienen seis pilares que las sostienen: recursos, procesos, valores, comportamientos, clima y éxito (Rai & Weintraub, 2014).

A través de este análisis es posible determinar la importancia que tiene dentro de una compañía desarrollar una cultura organizacional ligada a la innovación en todas sus etapas, convirtiéndose en una necesidad esencial para el desarrollo de las organizaciones permitiendo generar un crecimiento sustentable e incorporar nuevo conocimiento. Además, es de suma importancia fomentar la inclusión y la aceptación de nuevos métodos en los procesos organizativos e implementar innovaciones disruptivas que lleguen a posicionarse de forma dominante dentro de las empresas. El desafío entonces es innovar o morir.

Mauricio López Muñoz

Comparte esta publicación