Desafíos para mejorar la calidad de vida en la ciudad

By 29 de julio de 2013marzo 23rd, 2021Columna
[fusion_builder_container hundred_percent=»no» equal_height_columns=»no» hide_on_mobile=»small-visibility,medium-visibility,large-visibility» background_position=»center center» background_repeat=»no-repeat» fade=»no» background_parallax=»none» enable_mobile=»no» parallax_speed=»0.3″ video_aspect_ratio=»16:9″ video_loop=»yes» video_mute=»yes» overlay_opacity=»0.5″ border_style=»solid» padding_top=»20px» padding_bottom=»20px»][fusion_builder_row][fusion_builder_column type=»1_1″ spacing=»» center_content=»no» hover_type=»none» link=»» min_height=»» hide_on_mobile=»small-visibility,medium-visibility,large-visibility» class=»» id=»» background_color=»» background_image=»» background_position=»left top» background_repeat=»no-repeat» border_size=»0″ border_color=»» border_style=»solid» border_position=»all» padding=»» dimension_margin=»undefined» animation_type=»» animation_direction=»left» animation_speed=»0.3″ animation_offset=»» last=»no»][fusion_text]

El bienestar de las personas se encuentra fuertemente afectado por el lugar en el que habitan, lo que plantea una serie de desafíos para quienes toman decisiones en materia de desarrollo urbano de un país o ciudad. Desafíos que son bastante complejos ya que involucran definir acciones sobre una serie de aspectos que inciden en el desarrollo de las ciudades y afectan la vida humana tales como la economía, la vida en sociedad, el trabajo, la cultura y el medio ambiente, entre otras. En nuestro país, establecer políticas de largo plazo para el desarrollo urbano de las ciudades o poblados era una de nuestras tareas pendientes, y recién en mayo de este año la Comisión Asesora Presidencial de Planificación Urbana presentó al Presidente de la República la “Política Nacional de Desarrollo Urbano” (PNDU), documento cuyo objetivo es sentar las bases del desarrollo urbano de nuestro país. Esta política aborda materias importantes que involucran a todos los actores de la ciudad, puesto que la ciudad se  configura en base no sólo de las decisiones de los agentes del sector público, sino también de los privados.

Las ciudades en las que habitamos hoy se han ido formando en base a decisiones que se tomaron apoyadas en políticas e Instrumentos de Planificación Territorial considerados deficientes en la mirada actual, y para responder más bien a la solución de necesidades específicas de un momento determinado en el tiempo, sin medir adecuadamente el efecto o impacto que estás tendrían sobre el sistema social y natural en que el que la ciudad se inserta. Esto generó en muchas ciudades del país un crecimiento mal articulado, sin la dotación de servicios o sin la infraestructura adecuada, y despreocupado de la calidad de vida de los ciudadanos.

Chillán no ha sido ajeno a esta situación, el crecimiento mal planificado que ha experimentado la ciudad ha generado problemas importantes de congestión del tránsito, y carencias en la infraestructura vial. Además de esto, nuestra ciudad posee varias deficiencias que debemos superar para mejorar la calidad de vida de los chillanejos.

La calidad de vida se encuentra determinada por la satisfacción de las necesidades de la población en diversos aspectos, los individuos desean que su ciudad les ofrezca seguridad, diversidad de alternativas de educación y capacitación, salud de calidad, oportunidades de trabajo, espacios para la interacción social y el esparcimiento, buen sistema de transporte e infraestructura vial, diversidad y calidad en la oferta de bienes y servicios, cultura, deporte y recreación, servicios públicos de calidad, un medio ambiente limpio y un entorno atractivo para la vida. Si damos un vistazo a nuestra ciudad nos encontraremos con insuficiencias en todos estos ámbitos.

Para resolver estas deficiencias se requiere, además de una  planificación sustentable del espacio urbano, implementar medidas que propicien condiciones para atraer capitales que dinamicen la economía local, mediante el desarrollo de negocios, la innovación, el emprendimiento y la  generación de empleo; así como medidas para consolidar la identidad e imagen de la ciudad, y explotar las potencialidades para la atracción de turistas.

 

[/fusion_text][/fusion_builder_column][/fusion_builder_row][/fusion_builder_container]
Comparte esta publicación